Laguna Blanca : Denuncian a German Villalba y Enrique Martínez Por Adulterar...

Laguna Blanca : Denuncian a German Villalba y Enrique Martínez Por Adulterar pagaré

Compartir
En comunicación con Formosa24.com, Celso Melida, oriundo de Laguna Blanca, nos relató en primera persona, como el represente del ministerio de trabajo en la Provincia de Formosa y el director de la oficina de empleo, a través de falsificación de documentos  y otros delitos, estafaron a un sinnúmero de personas.

 

Melida manifestó que “No podemos decir que Laguna Blanca es el epicentro  de estos estafadores: prácticamente hay un centenar en toda la provincia. En cada departamento vas a encontrar personas damnificadas por German Villalba y Enrique Martínez, quienes son el represente del ministerio de trabajo en la Provincia de Formosa y el director de la oficina de empleo, respectivamente”.

Esto comenzó hace cuatro años atrás con mi persona, en el 2013, cubro unas vacaciones al encargado de planta en el Servicio de Agua Potable. En el mes de Junio, aproximadamente a las 11 de la mañana, aparece un Ford Focus, con cuatro personas de los cuales, tres de ellos se bajan del auto y se acercan a la planta para hablar con el encargado y me dicen “tenemos un embargo para un personal de ustedes”. Y le digo que nuestra central en la Calle Belgrano, en Formosa Capital.

A lo que me responden que tenía que ser para Laguna Blanca. Entonces le recibo porque de igual manera lo iba a remitir a Formosa Capital.

Cuando empiezo a leer, encuentro que la persona a la que estaban por embargar soy yo, y le digo “¿esto de qué se trata? Esta persona soy yo”.  Y me responden que no podía leer la nota y que iban a llamar a un escribano. A lo que les manifiesto que yo no iba a recibir esa notificación. Después me terminan dando un número telefónico para que me comunique con German Villalba, que era quien reclamaba el pagaré falso, por un monto de 29 mil pesos, más 45 mil pesos de intereses, por un préstamo que supuestamente  saqué. Luego de muchos intentos, finalmente me atiende y me dice que me tranquilice y que venga a Formosa, 7 días después. Inmediatamente voy con mi abogado, y me alerta que teníamos que contestar, porque “esas personas ya tenían varios antecedentes: tenemos 5 días o te ejecutan porque el pagaré tiene vida propia y no tenes derecho a reclamar. Pese a que Villalba me había citado para 7 días después”.

Melida agregó que “a partir de ese momento, me embargaban del sueldo 1.000 o 1.500 pesos de modo preventivo. Y más de una vez nos cruzamos en los pasillos de los juzgados, y le suplicaba que me levanten el embargo, aunque me decían que había plata, pese a que eso no me interesaba, porque lo que yo quería era que me levanten el embargo”.

“En primera instancia yo gano el juicio, porque se hicieron las pericias caligráficas, en donde se determinó que no era mi firma. Entonces ellos apelan esa resolución de la justicia. Y pasa a Cámara, en donde 2 de los 3 jueces concuerdan que no era mi firma la que figuraba en el pagaré.  Y el año pasado, en agosto, la justicia me reintegra parte de lo que se me había embargado. Y estando en el banco, y personal que me atendió se sorprendió, diciéndome que este tipo (Villalba) tiene muchos embargados y ¿cómo había hecho para poder ganarle? A lo que respondí que contesté antes. Porque la modalidad que ellos utilizan es enviar las notificaciones fuera del domicilio. Y al no contestar la demanda, te ejecutan el pagaré. Porque si yo no estaba en la planta aquella vez, ya tendría que haber pagado todo lo que me solicitaban, relató”.

“Y después de lo que me pasó, empezaron a aparecer muchos otros casos de gente que fue estafada por estas personas. Y acá estamos adelante de una serie de delitos, en donde se nos falsificó la firma. Y hablando con otro damnificado, estando los dos bancarizados, y de querer sacar un préstamo, solo tengo que ir al banco, sin tener que sacar un préstamo a otros, como el caso de Villalba, que a través de una mujer en Laguna Blanca, otorgó préstamos a todos los que estafó a con falsificación y adulteración de documentos que es mucho más difícil de probar, remarcó”.

“Al no tener prueba, era mi palabra con la de ellos. Pero una vez que tiene una resolución mi caso, junto todos mis papeles y voy hasta la fiscalía para hacer la denuncia por estafa. Allí me informa que esas personas (Villalba y Martínez) tenían muchos casos.  Pasado un mes vuelvo a la fiscalía para saber en qué juzgado, y me entero que la carpeta había desaparecido”, sentenció.

“Con mi caso aparecieron casos de otras personas, y muchos de los cuales ya no se pudieron hacer nada, porque se habían cobrado todo. Y yo he envidado esta denuncia hasta Triaca y hasta ahora no hicieron nada”, lamentó.

 

Comentario
Compartir